sábado, 5 de noviembre de 2016

MARIPOSA DE OTOÑO







La mariposa volotea
y arde  con el sol a veces.

Mancha volante y llamarada,
ahora  se queda parada
sobre una hoja que la mece.

Hoy una mano de congoja
llena de otoño el horizonte.
Y hasta  de mi alma caen hojas.

La mariposa volotea,
revolotea,
y desaparece.



                                                                            Autor:   Pablo Neruda.




8 comentarios:

  1. Precioso poema para una tierna y bella fotografía.

    Besos

    ResponderEliminar
  2. Hermosa imagen para acompañar a un hermoso poema.
    Un abrazo Guillermo.

    ResponderEliminar
  3. Preciosa y tierna imagen, Guillermo. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. Preciosa fotografía con la mariposa en la mano, pero no podía ser de otra manera pues yo al menos te veo como un especialista en fotografiar lepidópteros. Y... ya de P=ablo Neruda, qué voy a decir, es uno de mis favoritos.
    Un abrazo,

    ResponderEliminar
  5. Bellísima la mariposa posada en esas jóvenes manos ¡ojalá no desaparezcan nunca!
    Un beso.

    ResponderEliminar
  6. la imagen es preciosa y va de dulce con el poema.
    Abrazo, Guillermo.

    ResponderEliminar
  7. Foto espectacular. Hola Guillermo. Es la primera vez que veo tan hermosa mariposa. Un abrazo.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...